Blog multi-temático de Antonio Castro

opinión, literatura, ciencia, tecnología, ciencia ficción, autoedición, política, ateismo, actualidad

temas de ciberdroide.com

Categoría: Política Página 1 de 88

Del «No nos representan» al ¿Quién nos representa?

Quiero traer aquí una imágenes para que la gente vea como nos han cambiado el cuento.

Ruego que os fijéis bien en la clase de gente que acudía a esas manifestaciones.

Esto fue el 19 de julio de 2012. El espíritu del 15m (15 de mayo de 2011) en estado puro.

Es decir, pura indignación ciudadana, un movimiento ciudadano masivo y espontáneo que desbordó las calles porque representaba en aquel momento al 99%.

La pregunta es ¿Quién representa ahora a esa gente? Me temo que ni Ciudadanos ni Podemos se acercan si quiera a aquel espíritu. Si esos partidos tuvieran a la regeneración democrática entre sus prioridades, habrían sido capaces de pactar y habría robado al PPSOE muchos más votos. No han pactado porque están muy lejos. Están en las antípodas.

Mucha culpa de esa radicalización estúpida que afectó a ese movimiento la tiene el tratamiento que dieron a esos movimientos los medios de comunicación y el propio PP.

La pregunta continua siendo ¿Quién nos representa?

La regeneración democrática y la lucha contra la corrupción se han convertido en un mero reclamo y gracias a ello los corruptos conservan la mayoría del poder y aunque ahora PP y PSOE parezcan enfrentados, siguen siendo la misma basura política de la última década. Son los mayores responsables de habernos conducido al pozo donde estamos.

Los partidos nuevos podrían representarnos muy bien si tan solo se moderaran un poco, pero está ocurriendo lo contrario. Se están radicalizando.

Los únicos que están haciendo algo son los jueces porque ya no pesa sobre ellos tanto poder. El PP ha perdido el suficiente poder como para que los jueces recuerden la precariedad de medios con los que cuentan para combatir la corrupción y la forma en que algunos jueces insumisos con el poder fueron apartados de la carrera judicial.

Parece que los que más están haciendo ahora por limpiar la hediondez corrupta son los jueces y fiscales, pero ¿quién merece nuestro voto? ¿Quién nos representa?

Quién ganó, ¿el chulo faltón o el cobarde quejoso?

El título no es muy educado pero los que no se respetan a sí mismos y  caen en una bajeza tras otra deben atenerse a las consecuencias. Si ellos no se respetan no deben exigir respeto de los demás.

El 14 de diciembre de 2015 pasará a la historia de los debates cara a cara entre dos aspirantes a un cargo que les viene muy grande

La bajeza del insulto de Pedro Sánchez funcionó ante un Rajoy pusilánime y cobarde que no supo sacar partido al insulto recibido.

Rajor podría haber exigido a Pedro que le demandara ante los tribunales si tenía lo que hay que tener, o que retirara el insulto, podría haber dicho a Pedro que este recurría al insulto porque no sabía debatir… En fin, Pedro se lo puso a huevo y Rajoy podría haber maniobrado del mil formas para hacer quedar fatal a un Pedro Sánchez que se tiró a pelear al barro y consiguió sacar con malas artes una imagen muy reveladora y acertada de un Rajoy cobarde que ni sabe defenderse ni sabe defender a su pais.

Como en otras muchas ocasiones vimos la imagen de un Rajoy valiente con los débiles y cobarde con los fuertes. Pedro le quitó a Rajoy su escudo de arrogancia presidencial porque Rajoy no respondió con la contundencia que merecía la ocasión y le dejó desnudo para que la gente le viera tal como es.

Rajoy es un cobarde que se esconde tras el plasma y que manda a sus segundos para debatir con los rivales con los que no se atreve a debatir. Con Pedro sí se atrevió a debatir porque sabía que siempre podría recurrir al y tú más y como mínimo quedarían empatados a golpes, pero le falló la estrategia porque Pedro cambió las reglas y no supo tratar a un simple chulo faltón que le humilló en público y le hizo quedar como un cobarde quejoso.

Ambos salieron molidos a golpes del debate favoreciendo con ello a los nuevos partidos, pero Rajoy perdió un debate en el momento más favorable para cualquier otro político que a diferencia de él tuviera lo que hay que tener para ser presidente.

Del resto apenas merece la pena hablar porque ninguno de los dos supero en altura de miras a la suela de sus zapatos.

 

Deficiencias en la divulgación de las publicaciones del CSIC

No queda claro en que se gasta el CSIC el dinero de los contribuyentes en una época de recortes que ha mandado a la basura trabajos que llevaban muchos años gestándose y que han expulsado de nuestras fronteras a mentes brillantes para que toda la formación recibida en España la aprovechen en el extranjero.

Si la divulgación del conocimiento es uno de los principales objetivos de estas publicaciones y si los españoles estamos contribuyendo económicamente con nuestros impuestos a hacerlas posibles, ni tiene sentido publicar trabajos en un idioma extranjero, ni tiene sentido que la licencia de esas obras no sea copyleft para maximizar su difusión tal y como hace por ejemplo la NASA.

En los últimos libros publicados por el CSIC vemos algunos títulos en idioma extranjero.

Los objetivos de dichas divulgaciones quedan muy bonitas sobre el papel: https://www.csic.es/es/ciencia-y-sociedad/libros-de-divulgacion  pero las deficiencias en las políticas de divulgación son tan evidentes que dan ganas de investigar los motivos de las mismas, porque detrás de cada ineficiencia y de cada despilfarro y de cada falta de transparencia, puede haber algún motivo poco confesable, y en estos duros tiempos que vivimos nuestro nivel de confianza en la política no da para mucho.

PD (6-nov-2016):

Toda mala situación es susceptible de empeorar. Ahora la mayoría de los libros que publican carecen de posibilidad de ser descargados y han de ser adquiridos en el comercio.

Esto significa que libros de divulgación costeados con nuestros impuestos que se gestionan con carencias de transparencia  y no sirven a tal fin sino a generar ingresos y/o negocio a empresas particulares  http://libros.csic.es/

¿A quién beneficia la propuesta del parlamento europeo sobre la Neutralidad de la red?

Dediqué mi artículo anterior al enfoque que el señor Enrique Dans demuestra en el caso Wolksvagen. Dije entonces que no estábamos ante un mero problema aislado referido a una empresa concreta. Estamos ante algo mucho peor. Estamos ante decisiones políticas que no benefician al bien común.

Defendí que en realidad estábamos ante un problema muy sensible que permitía ver cuales son los principales fallos de nuestro modelo político y social a nivel global.

Dije que que Enrique debería ponerse las gafas de ver para no contribuir con su ceguera a la intoxicación mediática que demasiadas veces sufrimos los ciudadanitos y señalé el tipo de lobbies que Enrique sí critica con gran dureza que son todos aquellos que son auténticos enemigos del progreso tecnológico.

Hoy todos nosotros, y también Enrique, nos rasgamos las vestiduras por lo ocurrido en el Parlamento Europeo. El señor Dans escribe un artículo muy certero y muy bien explicado titulado: «Neutralidad de la red y parlamento europeo: así de sencillo».

Enrique Dans borda este tipo de artículos pero debríamos ir a la causa de una serie de problemas gravísimos. Esta causa es la forma en la cual la política que se debe al bien común ha caido bajo el poder de influencia de grandes lobbies económicos.

El tema de Volkswagen y la inacción política que lo permitió, puso de relieve como slos políticos prefirieron dar más importancia a la propiedad intelectual de las empresas que a la salud de nuestra atmósfera y de nuestra seguridad al autorizar el uso de software opact en automóviles y delegar los controles en la propia empresa. Wolksvagen no fue suficiente hábil haciendo trampas y una vez que ha sido descubierto sus propios amigos en la política le dan la espalda. El daño ha sido desproporcionado.

Para comprender el daño que se está haciendo con la propuesta que se hizo en el parlamento euro peo que mata a Internet tal y como la conocemos tiene que leer el artículo de Enrique Dans, pero en él no verá la explicación de la causa política de porque ocurrió esto ni de por qué ocurrió lo de Wolksvagen o porqué ocurren otras muchas barbaridades.

La verdad es aquello que persiste aunque nadie la defienda y en lo que respecta al cambio climático, es verdad se está revelando de una forma tan amenazadora que el mero miedo a sus consecuencias ya ha empezado a provocar reacciones muy curiosas.

Bill Gates, que no es una hermanita de la caridad, (recordemos fue sancionado en más de una ocasión por abuso de posición), recientemente ha llegado a afirmar que: «Solo el socialismo puede salvarnos del camblo climatico»

Yo creo que el socialismo también padece la misma enfermedad. Hace falta una auténtica regeneración de la democracia que evite la corrupción política, que evite la intoxicación  por parte de los poderes económicos, que garantice la independencia del poder judicial y que haga prevalecer el bien común sobre el poder de unos pocos. Como Bill Gates es norteamericano, quizás sea esto lo que él entiende ahora por socialismo.

El caso es que la globalización de los mercados ha conducido a una corrupción de toda la clase política a nivel mundial. La democracia y las constituciones al uso no están preparadas para afrontar el nuevo escenario económico.

Esa es la causa de la perversión de la política, del aumento del diferencial de riqueza en todo el planeta, de la ausencia de la defensa de los derechos humanos, y de la falta de reacción contra el cambio climático.

Da igual que ideología diga defender un partido, si es corrupto no le votes, porque es tu enemigo. Estamos perdiendo derechos a una enorme velocidad.

Página 1 de 88

Creado con WordPress & Tema de Anders Norén