Blog multi-temático de Antonio Castro

opinión, literatura, ciencia, tecnología, ciencia ficción, autoedición, política, ateismo, actualidad

temas de ciberdroide.com

Categoría: biología Página 2 de 11

Atentado ecológico en España contra pájaros insectívoros.

El herrerillo común (Parus (Cyanistes) caeruleus)

El herrerillo común (Parus (Cyanistes) caeruleus)

Hay una bárbara costumbre que va más allá de la crueldad y de la defensa de la biodiversidad.

La noticia ha sido publicada en menéame. Espero que llege a portada.

Parany, la trampa mortal
Cada año, en otoño, cientos de miles de aves protegidas son capturadas y mueren en los más de 1.500 paranys y barracas ilegales que se distribuyen a lo largo de las comarcas de Castellón, norte de Valencia, sur de Tarragona y parte de Aragón. Esta modalidad tradicional de caza está prohibida por diferentes leyes, pero se sigue practicado gracias a la tolerancia de las autoridades locales y al respaldo de los partidos políticos, que anteponen la defensa de una cruel «tradición» practicada por unos pocos al deber de conservar la biodiversidad.

El primer comentario a esta noticia es mío.

#1 Estoy viendo con asombro que son pequeños pájaros insectívoros. En muchos sitios se gasta bastante dinero en la protección de estas aves para preservar a los bosques de un número creciente de plagas de insectos. Esta barbaridad merece mi más enérgica repulsa. Esto debe de llegar a portada. Es muy grave.

En mi humilde opinión las sanciones deberían ser mayores y debería crearse un dispositivo que velara por el cumplimiento de la ley por la crítica situación de plagas que afectan a muchos de ellos.

Medio Ambiente recuerda que la caza de pájaros insectívoros está penalizada

La caza de estas aves está sancionada por el Código Penal. Una sentencia reciente condenó a un infractor a una multa de 3.600 euros y a dos años y medio de retirada de cualquier licencia de caza.

Petirrojo europeo (Erithacus rubecula)

Petirrojo europeo (Erithacus rubecula)

Sobre la foto a la izquierda. El petirrojo europeo (Erithacus rubecula) es un pajarillo descarado y en zonas rurales cercanas a los bosques es frecuente verle entrar en las casas y quedarse cara a cara a poca distancia de sus habitantes esperando alguna miguita de pan en recompensa a su valor. Basta acostumbrarle con la presencia de miguitas o de frutos secos todos los días a la misma hora en el umbral de puerta y el día que nos retrasemos entrará a reclamar lo que es suyo.

Doy fe de ello.

Sobre la foto de portada, el herrerillo común (Parus (Cyanistes) caeruleus) puedo decir que de jovencillo crié a cuatro de ellos que se habían caído del nido. No tenían plumas y los saqué adelante hasta que aprendieron a volar. La madre los escuchaba y los llamaba todos los días, un buen día cuando ya estaban fuertes para volar, dejamos la ventana abierta, y los muy ingratos, salieron volando por la ventana y se reunieron con ella. Pude verlos a todos en la misma rama. Ni se despidieron siquiera.

Yo hace tiempo en la escuela de ingenieros agrónomos compré una caja nido para insectívoros y luego me dediqué a fabricarlas y a colgarlas de los árboles. Son el mejor insecticida natural que existe.

Conclusión:
La caza con liga es ilegal y los pájaros insectívoros están protegidos por su utilidad. Mire por donde se mire, su caza es una práctica deleznable. Eso no es cultura, eso es incultura, y si hay gente que confunde una cosa con la contraria habrá, que poner solución a tanta incultura mediante la aplicación de la ley.

Trasladando la pregunta del origen de la vida al exterior de La Tierra.

Leo con interés la noticia noticia siguiente:

Origen extraterrestre de ciertos ingredientes de la vida
Desde la década de 1960, los científicos han estado tratando de encontrar pruebas de que las nucleobases (bases nitrogenadas) que constituyen los bloques de construcción de nuestro material genético, vinieron a la Tierra en meteoritos.

Una nueva investigación indica que ciertas nucleobases llegaron (y llegan) a la Tierra a partir de fuentes extraterrestres, por medio de ciertos meteoritos y en una mayor diversidad y cantidad de lo que se pensaba previamente.

 

Cometa

Cometa

La pega de la presencia de nucleobases en meteoritos debida a la contaminación terrestre,  acaba de ser desestimada porque se han encontrado en muestras de varios meteoritos presencia de nucleobases que no se encuentran normalmente en la bioquímica de la Tierra.

Siendo estas nucleobases los ladrillos más elementales de la vida, el descubrimiento constituye un nuevo apoyo a la teoría del origen extraterrestre de la vida.

A cada nuevo paso de la ciencia parece que nos acercamos cada vez más al origen extraterrestre de la vida.

Por una parte eso convierte a nuestro planeta en un planeta menos especial de lo que nosotros pensábamos, y por otra se traslada la pregunta de cómo y cuándo se originó la vida, no ya en la Tierra, sino en el cosmos y cuan generalizado podría ser la presencia de vida en el universo, y si coexistimos en él junto a otras civilizaciones alienígenas.

El tema de la astrobiología y en particular la teoría de la panspermia han sido ampliamente tratados en este Blog:

  1. ¿Estamos solos en el espacio? (2011-04-04 20:33:20)
  2. La isovalina levógira encontrada en asteroides es un nuevo indicio a favor de la panspermia. (2011-01-20 12:23:01)
  3. Se confirma que las sondas Viking descubrieron compuestos orgánicos en Marte hace 30 años. (2011-01-05 19:22:21)
  4. La Tierra rara. (2010-09-27 11:19:59)
  5. Bacterias de la Tierra sobreviven 553 días en el exterior de la ISS. (2010-08-25 13:05:14)
  6. Crece el interés científico por la búsqueda de vida en Marte. (2010-08-20 09:43:51)
  7. ¿Ha sido ya demostrada la teoría de la panspermia? (2010-02-08 11:32:51)
  8. Recientes indicios a favor de la panspermia. (2009-10-09 11:02:14)
  9. ¿Se puede saber si la glicina hallada en el cometa Wild 2 es de origen extraterrestre? (2009-08-18 21:23:14)
  10. Argumentando a favor de la panspermia. (2009-06-18 13:22:43)
  11. Material genético hallado en meteorito (2008-06-14 18:07:19)

No poder rascarse puede ser un problema.

Muchos animales tienen la posibilidad de rascarse y asearse para eliminar parásitos en su piel. Todos hemos visto como se aséan las aves, los gatos, perros, las moscas, y muchos animales más.

Algunos se restriegan contra los árboles, otros se bañan en agua, o en arena, o en un hormiguero. Algunas formas de higiene son un poco cochinas. Por ejemplo al cerdo, le encanta bañarse en barro.

Los peces tampoco pueden rascarse pero se restriegan contra el fondo o contra las piedras cuando les pica la piel por algún motivo.

Para algunos animales como los monos, el aseo tiene un valor social añadido muy importante.

Para otros como el rinoceronte, o para el cocodrilo, hay aves especializadas en la labor de la higiene, y también existen peces limpiadores que desparasitan a otros peces.

La simbiosis entre el animal que no puede asearse a sí mismo y el animal limpiador es suficientemente importante como para que la evolución se ocupara de ellos en muchos casos.

Otros animales en lugar de tener una piel elástica que se va adaptando al cuerpo según este va creciendo, recurren a cambiar la piel regularmente. Esto lo hacen los crustáceos, las serpientes, algunos insectos y otros artópodos.

Pero hay algunos amimales que no pueden rascarse de ninguna forma, ni cambiar la piel, ni restregarse contra las piedras, ni tienen ayudas de otros organismos.

Únicamente confían en su poderosa piel para resistir cualquier intento de invasión parásita a lo largo de toda su vida.

Al menos parece existir un animal así. Se trata de las tortugas. Para ellas no poder rascarse puede ser una desventaja, aunque no siempre.

No he querido estropear la sorpresa poniendo la foto en la cabecera. Os invito a visitar el retrato de esta tortuga. ¿Un peinado curioso verdad?  La foto es del fotógrafo australiano Chris Van Wyk.

¿Cuándo apareció la condición humana?

La pregunta se refiere a la condición humana en contraposición a la condición animal. Se ha dicho que el ser humano es un animal racional, pero lo cierto es que no nos comportamos considerándonos a nosotros mismos simples animales. Nos consideramos mucho más que eso. Somos además de animales, humanos, pero ¿Cuándo apareció la condición humana?

Australopithecus sediba

Australopithecus sediba

La pregunta está cargada de trascendencia, pero antes de intentar contestarla, conviene echar un vistazo a las cartas que la ciencia ha ido poniendo boca arriba.

Cada vez más cerca del eslabón perdido.
Australopithecus sediba fue un homínido australopitecino, cuyos únicos restos descubiertos, fueron dos esqueletos parciales descubiertos en Sudáfrica. Las pruebas iniciales establecieron que tenían una edad de entre 1,78 y 1,95 millones de años.

Tenían un cerebro muy pequeño, unos brazos muy largos (como todos los australopitecos) una cara muy similar a la humana, con nariz, dientes pequeños, pelvis que le permitía caminar, y tenía las piernas largas.

Los descubridores de la especie sugirieron inicialmente que era un buen candidato para considerarlo situado entre los Australopithecus africanus y el Homo habilis, o incluso, un antepasado directo de Homo erectus.

Según la revista Science, análisis recientes más detallados, confirman que esta especie estaba en la misma línea evolutiva que Homo sapiens.

El profesor Lee Berger de la Universidad de Witwatersrand, en Johanesburgo, concluye que «Cualquiera de estas partes podrían haber evolucionado de forma separada, pero es bastante improbable que todas lo hicieran juntas si el A.sediba no estuviera relacionado con nosotros».

El intervalo de tiempo ahora después de los análisis más detallados, se sitúa entre 1,97 y 1,98 millones de años. Esta nueva estimación es importante, dice el equipo, porque sitúa al A.sediba en una época factible para ser ancestro del H.erectus.

Saltemos 2 millones de años y volvamos a la actualidad:
Los chimpancés son los animales más próximos a nosotros, evolutivamente hablando, y están no solo en peligro de extinción, sino en peligro crítico de extinción. En Costa de Marfil hace dos décadas había 10.000 chimpancés y ahora quedan unos pocos miles. Algo parecido ocurre con gorilas y orangutanes.

Desde muy antiguo el hombre viene clasificando a los seres vivos, y a medida que su compresión del mundo se completa, siente la necesidad de usar criterios de clasificación cada vez más naturales concediendo más importancia a lo que realmente lo tiene.

En la clasificación tradicional, la familia Hominidae estaba compuesta exclusivamente por primates bípedos (géneros Homo, Australopithecus, Paranthropus, etc.). Actualmente, según la taxonomía cladística cuyo uso se está imponiendo en primatología, los Hominidae incluyen además a los grandes simios (gorilas, chimpancés y orangutanes) anteriormente clasificados en la familia de los póngidos.

La clasificación cladística es un método de análisis riguroso que utiliza las «propiedades derivadas compartidas» de los organismos que se están estudiando. El análisis cladístico forma la base de la mayoría de los sistemas modernos de clasificación biológica, que buscan agrupar a los organismos por sus relaciones evolutivas, huyendo de otros criterios más artificiales.

En otras palabras los grandes simios (gorilas, chimpancés y orangutanes) según la ciencia moderna, están más próximos a nosotros , de lo que se estimó hace años. No somos tan diferentes.

Quizás ahora, podamos plantear cuestiones relativas a eso que se dio en llamar la condición humana.

El valor sagrado de la vida humana:
La religión ha concedido un valor infinito a la vida humana desde el mismo momento de la concepción, pero la vida de los grandes simios que están en peligro de extinción reciben la consideración de mera vida animal.

Los siento por nuestros primos lejanos, yo sólo acabo de mencionar realidades objetivas  tal cual son, y me temo que donde falta objetividad es en ciertos planteamientos mantenidos desde hace milenios por el hombre.

Antes de Darwin las enseñanzas de la biblia condicionaron durante siglos una visión trascendental, antropocéntrica, y muy equivocada del mundo, que falsea, minimiza o ignora el importante hecho de que el ser humano no apareció repentinamente. Un hecho cierto y trascendental como el que más.

Por mucho que La Iglesia quiera minimizar el problema, el choque Ciencia Religión que se originó con el Darwinismo no ha sido resuelto, y ello ha conducido a las intoxicaciones fanáticas pseudocientíficas del creacionismo y del diseño inteligente.

No se dan cuenta, de que ni siquiera la aceptación como verdades de estas farsas pseudocientíficas, solucionarían la inconsistencia principal. Ahora que sabemos que el ser humano no nació del barro, ¿donde ponemos la línea divisoria entre humano y animal y por qué?

La evolución fue un proceso largo y gradual, no permite separar deforma precisa y en un momento particular el instante donde apareciera el ser humano con esas condiciones espirituales que le confieren su estatus sagrado. ¿Acaso la condición sagrada admite valores intermedios? Si fuera este el caso ¿es la vida de un cigoto humano un poco menos sagrada que la de un ser humano adulto?

Sagrado significa infinitamente valioso que es tanto como decir fin de la discusión. No es de extrañar que a la ciencia se la trate desde La Iglesia de relativista. Más bien La Iglesia es la absolutista.

La conclusión no puede ser otra, más que eso tan trascendente y que se ha llamado condición humana, es mero humo antropocéntrico.

Otros homínidos inteligentes que fueron contemporáneos del ser humano:
Pese a todo, en toda nuestra sociedad,  comparar el valor de una vida humana, con el valor de un gran simio, sigue siendo un sacrilegio, y sin embargo hubo homínidos contemporáneos con el Homo sapiens, lo cual complica este asunto de la condición humana.

¿Has oído hablar del «hobit» Homo Floresiensis?

¿Cómo trataríamos hoy en día a un ser casi humano?

Investigadores aseguran que el hombre de Flores, el “hobit”, es una nueva especie humana, Homo Floresiensis, no se ponen de acuerdo sobre sus orígenes, tenía un metro de altura, y vivió hace 18.000 años en la isla indonesia del mismo nombre.

Los neandertales desaparecieron hace sólo 30.000 años. ¿Compartían estos homínidos desaparecidos no hace mucho, la condición humana con el Homo sapiens?

Para finalizar:
Si te has quedado con ganas de leer, te recomiendo otro artículo mío que muy bien podría ser una continuación de este, pese a que lo escribí hace más de dos años. Nuestras afinidades con los grandes simios son sorprendentes.

¿Somos tan especiales los humanos?

¿Nuestra visión antropocéntrica del mundo es cosa del pasado? Más bien parece que poco a poco continuamos avanzando y tomando conciencia de lo poco especiales que somos.

[…]

La similitud entre el genoma humano y el del chimpancé es del 98,77%. El cromosoma 2 humano, equivale a una fusión entre los cromosomas 12 y 13 del chimpancé, y el resto de los cromosomas son muy similares.

Página 2 de 11

Funciona con WordPress & Tema de Anders Norén